Nuestras Historias

Los pequeños cambios sí te cambian la vida

septiembre 1, 2018

¡Qué bonito hacer cambios positivos y constantes!

Hoy les cuento de algunos pequeños cambios que decidí aplicar a mi día a día. Llevo ya un año, un mes y cada día me siento mejor. Al principio no veía cambios sentía que nada cambiaba pero he sido paciente. Algunas veces más que otras tengo que admitir, pero aquí sigo en la lucha.

#1.      Le bajé un montón al azúcar y eliminé la sal. Claro que como dulces y pastelitos de vez en cuando pero no en la medida que lo hacía antes (soy una amante del chocolate y esto me ha costado) . Con la sal encontré un sustituto en Walmart súper económico y ni se siente en tus comidas. Lo de la sal fue por salud, me estaba matando con la gastritis y aparte es retenedor de líquidos y entonces mejor chau! 

#2.     Empecé a tomar más agua pura. Mentiría si digo que tomo dos litros exactos pero la mayoría de mis días probablemente tomo alrededor de 1.5 litros. Antes no tomaba casi nada y solo pura gaseosa ahora hasta me siento más livianita jajaja.

Cerro de la Cruz, Antigua Guatemala

#3.     Me puse más disciplinada con el ejercicio, los primeros cuatro meses hacía ejercicio dos o máximo 3 veces por semana. Luego me metí al gimnasio por 3 meses lo cual me ayudó muchísimo. Ahí si me dolía no ir porque estaba pagando jajaja fue ahí donde mi cuerpo me empezó a pedir más. Luego dejé de ir al gym por cuestiones de tiempo, peeeero miraba rutinas en Youtube de spinning, de zumba y de saltos con cuerda. Hacia mínimo 4 veces a la semana y cuando me iba bien eran 6 días a la semana. En los últimos dos meses hago ejercicios TODOS los días ya que me metí a un reto y  las rutinas son diarias. Los cambios son buenísimos ni yo me la creo.

#4.     He tratado de leer 2 libros al mes desde Febrero del presente año. ¡Cómo te cambia la mentalidad! Pueden encontrar algunas de mis recomendaciones en la categoría #BooksYouNeedtoRead. 

#5.     Disminuí el tiempo que pasaba en Netflix ahora si mucho veo un capítulo de alguna serie y películas más que todo en fin de semana. No tengo TV en mi cuarto porque sino fijo no me despego. 

PD.

Las fotos de este post las tomamos el Domingo anterior, Lucero y Jorge de antes nunca hubiesen madrugado un Domingo para ir a correr. NUNCA, pero no tienen idea de lo bien que se sintió.

 

De momento les comparto solamente 5 cambios que aunque parezcan pequeños ahora veo un enorme beneficio. ¡Empieza hoy!

 

Les dejo un mega abrazo,

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *